minicuento

Luz y oscuridad Entras a mi habitación en tinieblas, desnuda, al resplandor de una vela. Iluminas mi existencia. Yo te arropo con mis sombras.